Páginas

31 de marzo de 2015

UNA NUEVA FORMA DE HACER POLÍTICA

Hablar de una nueva forma de hacer política es hablar de una generación de mujeres y hombres libres comprometidos a transformar a México, que busca la construcción de un México congruente con su vocación democrática; contra los rezagos; exclusiones y agravios que lastiman la dignidad de mujeres y hombres por igual. Es hablar de un compromiso con México en la construcción de una democracia fuerte, que vele por los valores irrenunciables y aspiraciones de todas y todos los mexicanos, amparado en aspiraciones éticas y en la lucha por la igualdad, que proviene de tener todos las mismas libertades y oportunidades esenciales.

Porque hablar de una nueva forma de hacer política, es el compromiso irrenunciable de quienes asumimos la responsabilidad de “Transformar a México” de “Mover a México” y seguir abanderando las mejores causas, de ser la voz de quienes aún no la tienen y mantener la convicción de trabajar de la mano de mujeres y hombres libres comprometidos en contribuir en la construcción de una nueva forma de hacer política, desde la convicción responsable e ideas claras, con la determinación de trabajar por un país más plural; humano y comprometido con su propio desarrollo, porque juntos lo podemos todo.

Retomemos la pasión por México como nuestro principal aliciente para renovar las ganas de mover y transformar a México de quienes están invadidos por la apatía. La indiferencia no es opción si queremos que a México le vaya bien, y que siga la esperanza de convertirnos de una buena vez en un país mejor, donde la corrupción; las dadivas y perversiones en la lucha encarnizada por detentar el poder por el poder no sean el sustento de la política, porque participar en la vida pública no desemboca inequívocamente en la descomposición e ineficacia. 

Que la aspiración humana de lograr un país más plural y tolerante, donde sea respetado el disenso y el libre derecho a decidir sea una palpable realidad y no una triste utopía, donde el ejercicio libre de todos los derechos para todas y todos sea un hecho y no se consideren como graciosas concesiones, donde la responsabilidad social y con nuestro entorno sea un compromiso y no se trate a la naturaleza como un objeto consumible o un simple affaire de diversión. Porque la política, esta nueva forma de hacer política tiene sustento en la ética, como un espacio de encuentro plural; democrático; incluyente; fraterno y tolerante, donde se favorece la participación informada y la toma de decisiones consciente, la construcción de ciudadanía, donde se da cabida al disenso, se respeta la diferencia y se promueve la equidad y los valores de la libertad; la justicia; la equidad y la solidaridad social, ya que acepta plenamente la democracia y se responsabiliza con ella, defendiendo las libertades y los derechos humanos de todos los hombres y mujeres, hacia una sociedad incluyente, que acepte la convivencia respetuosa entre mujeres y hombres que tienen formas propias de pensamiento y de creencia; costumbres; orígenes culturales y étnicos diferentes; preferencias sexuales propias o distinciones de carácter físico o mental, toda clase de diferencias, diferencias accidentales, que no afectan la condición humana, ya que lo que nos caracteriza como persona y nos da a todos una misma dignidad, es el hecho que podemos elegir nuestra propia vida, podemos tomar nuestras propias decisiones y escoger, somos iguales e igualmente libres, elegimos cosas diferentes y vidas diferentes.

Es hora de asumir con responsabilidad el momento histórico que vivimos y asumir con madurez el compromiso que nos llama. No podemos, ni debemos ser indiferentes. Es momento de alzar la voz y caminar firmemente, porque nos reclama el presente para poder aspirar a un futuro.

Tenemos una gran tarea, somos la generación que moverá a México no sólo en las palabras, sino también en hechos. Es tiempo de pensar en grande, de actuar diferente, de pasar de las propuestas a las acciones y juntos lo podemos todo.

¡Vamos! Los invito a “Mover a México” a “Transformar a México”

¡JUNTOS LO PODEMOS TODO!.